martes, agosto 28, 2007

¿Importa más el futbolista o el escritor?

Vaya de entrada que lamento profundamente la muerte de Antonio Puerta (1.000 comentarios) siempre es una lástima que muera alguien tan joven. Gente así, y más joven, muere a diario, pero que sea alguien "conocido" (al menos, catódicamente), siempre amplía el drama. Y ver cómo trata la prensa la muerte del jugador y la de Francisco Umbral (menos de 200 comentarios) nos da una idea de qué es lo importante en España

Sirvan como muestra dos capturas tomadas poco antes de las 18 horas de este martes. La primera, de El Mundo, donde Umbral era columnista.
La segunda, de La Vanguardia; igualmente, el futbolista ocupa la parte izquierda y el escritor la columna derecha, secundaria.
Vale que hayan pasado horas de la muerte de Umbral, y que la juventud del otro fallecido haga más llamativa la muerte pero... ¿por qué la prensa da más importancia a un chaval que daba patadas a un balón que a un hombre que llevaba más de medio siglo escribiendo?

La respuesta la dan, como siempre, las estadísticas. Esto de veía en 20 Minutos a la hora de la siesta en pleno mes de agosto. Llegué a ver más de 1.200 clicks en sólo cinco minutos. Da que pensar.
ACTUALIZACIÓN: A las ocho de la noche, horas después de la muerte de Puerta, Menéame confirma lo que sospechaba.
Esto es lo que interesa en España.

Digg Digg Del.icio.us

AddThis Social Bookmark Button

8 comentarios:

Juan E. Tur dijo...

Yo también alucino con el tratamiento de los medios a la noticia de la muerte del jugador, y más cuando recientemente se había producido la del que se dice -yo no conozco la obra de Umbral en profundidad- que era uno de los mejores escritores en lengua hispana, lo que podía dejar a los medios en evidencia.

Pero lejos de ello, con las excusas que tu citas -que si la juventud, que si la popularidad del fútbol-, prensa, radio y televisión dedican minutos y minutos al jugador mientras olvidan hacer si quiera un justo obituario al escritor, no fuera que a la gente le diera por hacer algo tan innoble como leer.

Ciertamente lamentable.

Borja Ventura dijo...

Debo añadir, además, que me gusta el fútbol y que, encima, Umbral me caía mal. Escribía genial, sí, pero no me gustaba. Como tampoco me gusta Pérez Reverte, otro gallo en su corral. Tan egocéntrico como bueno escribiendo.

Saludos!

naranjito 82 dijo...

Antes que nada decir que ya no me sorprenden estas cosas, me saben mal, sí, pero no me sorprende cerciorarme del país en el que vivimos.
Vamos a centrarnos en un dato: el diario que más se "compra" en España es Marca. A partir de ahí justifiquemos:
- El cambio de protagonismo en todas las webs de información general.
- El tamaño de la foto y presencia en los diarios de la muerte de uno y de otro.
- Y lo que más me gusta: "Contribuyó al engrandecimiento del Sevilla y de la selección" esta afortunada frase no es de Villar, ni de Del Nido, es de nuestro querido presidente. Con todos los respetos y con objetividad, jugar un partido de clasificación sustituyendo a un jugador lesionado no es "engrandecer" precisamente eso... pero bueno, tampoco lo es ser presidente del gobierno como lo está siendo Jose Luis.
Spain is different.

Borja Ventura dijo...

¿Qué puedes esperar de un tipo que lamentó públicamente, como la vice y como Rajoy, la muerte de la Dúrcal?

Pues eso, triste, sí, pero... Spain is different.

Bjr dijo...

Vaya por delante que lamento la entrada de Umbral, y que también me he planteado por qué interesa más la muerte de A.Puerta.

Hay varios factores, además de que en España se ve el fútbol más de lo que se lee.

Debemos tener en cuenta que Umbral, aunque no especialmente mayor, tenía ya 72 años, y Puerta 22.

El futbolista murió después de un ataque que pudo verse en directo por televisión.

Umbral cae bien o mal. Antonio Puerta era uno de los jugadores con más carisma del Sevilla, más después del gol al Schalke.

Se le ha dado más importancia a la muerte del futbolista, porque es un caso más extraño.

En cuanto a importancia real, para mí importan lo mismo.

naranjito 82 dijo...

Amigo BJR ante tal asombrosa semana respecto a acontecimientos mortuorios se refiere, observo los hábiles movimientos programadores de nuestras cadenas de televisión.

A la esperada y obvia atención de T5 a la muerte de Puerta, con programas especiales, conexiones en directo... Lo que me sorprendió fue la contraprogramación de TVE1. Ésa cadena de todos que gracias a dios no le importan las audiencias, sino el material educativo, formativo y de interés general que "dice" ofrecer.

Íban a emitir un especial de Lady Di, cuando en contra de todo, se sacaron de la manga "Puerta, sevillista hasta la muerte" huelga decir que me parece acertadísimo el título, pero sorprende que no se haga ni un triste miniespacio a Umbral, Penella o Villalonga.

¿Por qué?
Seguramente será porque Penella y Umbral han palmado en la madurez, y tras dedicar sus vidas a labores tan aburridas e intrascendentes como el teatro y la literatura. Lo de Puerta es otra cosa: era futbolista, ha muerto joven y en directo, ha dejado un hermoso cadáver y una guapa viuda embarazada de ocho meses. El sueño de la moderna televisión destrozado en riguroso directo, carne fresca para programas en descomposición, vitaminas para informativos que sueñan con el liderazgo, el empujoncito que necesita el pueblo para crear un ídolo. Y para poner en marcha los resortes de ése folclore mortuorio callejero al que los españoles somos tan aficionados.

Borja Ventura dijo...

Naranjito, esta frase es digna de columnista de calidad:

"El sueño de la moderna televisión destrozado en riguroso directo, carne fresca para programas en descomposición, vitaminas para informativos que sueñan con el liderazgo, el empujoncito que necesita el pueblo para crear un ídolo. Y para poner en marcha los resortes de ése folclore mortuorio callejero al que los españoles somos tan aficionados".

Genial reflexión. Sin más.

naranjito 82 dijo...

je,je... fruto de entrañables conversaciones en la tarde de un día de verano, desbarres dialécticos en memoria del padre de la poesía en prosa.
luego hablamos